Certificado de eficiencia energética (CEE): Todo lo que tienes que saber

certificado-eficiencia-energetica

Si quieres vender tu casa, deberás contar con un certificado de eficiencia energética (CEE). Esta etiqueta, que calificará tu casa por una letra, de la A (la mejor) a la G (la peor), dicta el gasto energético de tu vivienda, lo que deriva en mayor consumo de energía a final de mes y más importe que abonar en las facturas, entre otros aspectos. En este sentido, es importante saber qué información debe aparecer siempre en este certificado y a quién debemos dirigirnos para realizar este peritaje. Para sacar la mejor nota en este examen sobre el consumo energético de tu hogar, en este post te explicamos en profundidad qué es el CEE y cuáles son sus exigencias:

Índice de contenidos

¿Qué es el certificado de eficiencia energética o CEE?

A modo de resumen, el certificado de eficiencia energética es un documento oficial y obligatorio que detalla de forma objetiva las características energéticas de un inmueble. Es el DNI energético de tu casa, y también una especie de examen, puesto que según lo eficiente que sea tu vivienda en el consumo de energía contará con una etiqueta con una letra u otra, siendo la A la más beneficiosa y deseada.

El CEE, que te será solicitado por el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo si tienes la intención de alquilar o de vender tu casa, tiene como trasfondo un objetivo común que abarca más allá de nuestras fronteras: su creación fue en consonancia con las medidas que se instauraron en la Unión Europea para lograr una mejora energética en todos los edificios de sus países miembro.

Ejemplo del certificado de eficiencia energética:

etiqueta_ejemplo

¿Qué información debe aparecer en el CEE?

En todo certificado energético (CEE) sobre vivienda en España, debe aparecer información relativa a todos los aspectos energéticos del domicilio. Con ello, después se realiza una calificación de los elementos energéticos del piso o casa y se otorga una etiqueta energética que dictará la buena (o no) eficiencia de tu hogar en cuanto a su consumo de energía. Entre los datos ineludibles que tiene que llevar un CEE están:

. Información detallada de la vivienda

. Datos sobre el proceso que se ha llevado a cabo para obtener el certificado

. Características energéticas del edificio donde se sitúa la vivienda

. Etiqueta: Grado de calificación energética obtenido tras el estudio (lo más importante)

Además de la calificación, el certificado de eficiencia energética también ofrece consejos y recomendaciones para mejorar la eficiencia energética y elevar el grado obtenido en el certificado.

¿Qué tipo de etiquetas otorga el CEE y qué significa cada una?

El CEE propone hasta siete niveles de calificaciones. De la A (la superior) a la G (la más baja), siete letras certifican cuán eficiente es tu vivienda. Todas las casas deben tener una etiqueta energética, y cada letra tiene su significado (y su color, del verde al rojo):

. Certificado A: si tienes está etiqueta, estás en paz con la naturaleza. Es la certificación con mayor eficiencia energética: se otorga cuando el gasto energético es menor al 55%. Color: verde.

.Certificado B: la vivienda cuenta con una muy buena eficiencia energética, pero su gasto energético ya se sitúa entre el 55% y el 75%. Color: verde claro.

.Certificado C: con la letra C, no sufras todavía. La casa tiene buena eficiencia, pero podría mejorar. Esta calificación se da a viviendas con un gasto energético de entre el 75% y el 90%. Color: amarillento.

.Certificado D: la etiqueta estándar. Es una de las más habituales, entendiendo además la edad del parque de inmuebles español, al que le falta un buen plan de reformas en muchos casos. En este nivel se sitúan las viviendas con un gasto energético de entre el 90% y el 100%. Color: amarillo.

.Certificado E: esta calificación ya es mejorable. No en vano, se otorga a viviendas con un gasto energético de entre el 100% y el 110%. La eficiente energética en estos casos es muy reducida. Color: naranja claro.

Certificado F: entramos en la eficiencia energética muy mejorable. En este tipo de viviendas, el gasto energético se establece entre el 110% y el 125%. Color: naranja oscuro.

. Certificado G: el peor de todos los calificativos. Las viviendas con esta etiqueta, las menos por fortuna, no poseen ningún tipo de eficiencia energética. Su color rojo, además de decirte que es obligatoria una reforma de la vivienda para ahorrar en consumo energético, significa que el gasto energético de la casa supera el 125%.

¿Cuánto cuesta el certificado de eficiencia energética o CEE?

Como el examen del consumo energético de tu vivienda se realiza en el mercado libre, no existe una tabla de precios al respecto. El precio que pagues por el CEE dependerá, principalmente, de a quién contrates para realizar la certificación y del importe de la tasa que deberás pagar en el organismo autonómico pertinente para realizar el registro del CEE de tu vivienda, aunque también se suelen tener en cuenta otros parámetros como los metros cuadrados de la vivienda o su ubicación.

Lo que sí es seguro es que todo el coste de la realización del certificado de eficiencia energética ha de asumirlo el propietario del inmueble, aunque la vivienda esté alquilada por un tercero. Este caso no exime de su responsabilidad al dueño de la casa.

Por todo lo anteriormente expuesto, es más que recomendable que cada uno trabaje por contar con la mejor certificación energética posible en su vivienda. Con pequeñas reformas se puede mejorar notablemente el consumo de la casa, y con ello, aumentar el grado de eficiencia, hasta, por qué no, ponerle la letra A, la más verde de todas, a tu vivienda. Ese debe ser el objetivo de todos porque, además del ahorro en las facturas y el apoyo al medio ambiente, revalorizarás el valor de tu casa. Doble premio.

¿Cómo obtener el certificado de eficiencia energética?

Si eres un propietario y estás interesado en vender tu piso o casa  con donpiso el Certificado de Eficiencia Energética (CEE) te lo gestionaremos de forma totalmente gratuita.

Contacta para más información →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *