Una vivienda con cero desechos

blue-boat-house-2676186_960_720

Esa es era la máxima del estudio de arquitectura que acaba de diseñar la primera vivienda 100% sostenible de Australia. Sin impacto negativo al medio ambiente, totalmente autosuficiente y todo ello con un consumo energético cuyo coste no llega ni a los dos euros anuales. Esas son las principales características de Ten Star House, el proyecto de vivienda de Sociable Weaver y Clare Cousin Architects, que en menos de 6 meses desde su construcción está revolucionando el sector de la construcción.

La conciencia ecológica de los creadores ha hecho que absolutamente todo en esta casa esté diseñado para lograr el máximo rendimiento con el mínimo impacto. La casa está orientada hacia el norte, lo cual le permite aprovechar al máximo la luz solar, atrayendo el calor durante el día y reteniéndolo durante la noche. La casa se alimenta de energía solar gracias a los grandes paneles solares instalados en su tejado. El gasto de agua también se limita gracias al tanque de más de 10.000 litros que almacena el agua de lluvia. Se utilizaron las técnicas más modernas e innovadoras para edificar esta vivienda de 160 metros cuadrados, hasta el punto que en su construcción solo se produjeron tres bolsas de desechos, menos de la mitad que suele producir una vivienda de este tamaño. Y, por supuesto, la gran mayoría de estos desechos fueron posteriormente reciclados.

Numerosas publicaciones inmobiliarias y arquitectónicas ya han reseñado Ten Star House en sus páginas, destacando su funcionalidad, modernidad y, sobre todo, su gran belleza arquitectónica. Pero más allá de las loas al proyecto, sus creadores confían que este sirva para inspirar a constructores y arquitectos. El inmueble, actualmente a la venta por un precio de 490.000 dólares australianos (320.000 euros), puede ser el inicio de un futuro en el que todos los edificios sean edificados siguiendo estos planteamientos sostenibles, reduciendo así la huella de carbono del sector de la construcción.

No se han encontrado comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *